Los dos hombres murieron debido a la gravedad de las quemaduras, ante la imposibilidad de abandonar el vehículo, relata Actualidad RT.

El vehículo tipo sedán estaba estacionado en un parqueadero, cuando el asfalto debajo colapsó y se abrió el boquete, destaca el medio, con el infortunio de que las dos víctimas se encontraban dentro del vehículo en ese momento.

El siguiente video, grabado por un testigo, muestra el momento en que el vehículo es sacado del agujero por una grúa, y se aprecia el tamaño y el vapor de agua que emana de él: