Durante la trasmisión, el empresario empezó confirmando su contagio y aseguró que el imaginario de las personas es que quienes tienen buenos hábitos y son jóvenes están menos expuestos ante el virus, pero a él casi lo mata.

Álvaro Rodríguez, quien fue una de las personas que naugrafó en el Magdalena en septiembre, también contó que él trata de alimentarse bien, hace ejercicio, consume vitaminas y sueros deportivos, y es responsable con los cuidados, por eso se le hace increíble tener coronavirus.

No pensé que me fuera a dar así. […] No es un juego y nada tiene que ver con el estado fisico. […] Me tiró a la cama“, añadió el emprendedor, quien de paso dijo que Laura Tobón, su esposa, no tiene COVID-19 y está lejos de él.

Al esposo de la presentadora le tocó sobrevivir durante estos días solo en su apartamento, esto, para evitar que alguien de su familia terminara contagiado; incluso, vivió momentos en los que pensó que tenía que ir al hospital.

Pese a los difíciles momentos que vivió, Rodríguez actualmente está retomando sus actividades laborales. El empresario, que recibió tierno regalo de aniversario por parte de su enamorada, ya habría superado la etapa más complicada del coronavirus.

Aquí, el video en el que Álvaro Rodríguez habla de su experiencia y de Laura Tobón: