Por eso Riaño negó ser uribista en una entrevista, pero después de eso lo empezaron a atacar, como contó esta semana en ‘Lo sé todo’, donde criticó la polarización que hay en Colombia.

“Me han dado durísimo [por decir que no era de esa corriente política del expresidente Álvaro Uribe]; ahora me dicen guerrillero, mamerto… bueno, de todo. […] Acá se volvió un problema que si uno es de derecha no puede hablar, si es de izquierda no puede hablar. Creo que hasta el día que entendamos que somos colombianos, ahí es cuando vamos a avanzar como país porque de resto vamos pésimo”, dijo el comediante.  

Por su aclaración política, sus detractores también han hecho campaña para que la gente no vaya a su ‘show’ de ‘Juapis’ González.

“[Dicen] que no vayan a volver a comprar entradas, que yo me alimento de la derecha y los critico. No, yo no me alimento ni de la derecha ni de la izquierda; yo quiero es que vaya todo el mundo, que lo disfrute, que cambiemos esa manera de pensar”, afirmó en el programa de Canal 1.

Ahí, el humorista igualmente cuestionó a los que no solo se acaban por diferencias políticas, sino deportivas: señaló que le parecía una “pendejada” que la gente se mate por unas camisetas e insistió en su aclaración de que su puesta en escena no es a favor de una u otra ideología, sino que “tratar de unir a la gente, a todos como país”, respetando las diversas opiniones de los asistentes.