Después de que se supiera que el domingo pasado una avioneta de la empresa Interandes Helicópteros S.A.S., de Miguel Jaramillo, esposo de la reconocida actriz Alejandra Azcárate, había sido inmovilizada en el aeropuerto de Providencia con 446 kilos de cocaína y más de 100 millones de pesos en efectivo, la artista ha salido a dar explicaciones sobre su cónyuge.

Azcárate ha dicho, por ejemplo, que su esposo “no es narcotraficante de octava; es publicista de primera”, haciendo una férrea defensa de Jaramillo y de la profesión que tiene.

En todo caso, por el hecho fueron capturados el piloto de la nave, Juan Camilo Cadena, y el copiloto, Harold Darío Rivera. Y Jaramillo pidió ser reconocido como víctima.

El juez del caso en Providencia, sin embargo, no le reconoció esa calidad a Jaramillo, no porque no sea víctima, como alega él, sino porque esa petición se debe hacer en una audiencia posterior. Es decir, es un tema de procedimiento judicial y bajo ninguna circunstancia significa que sobre el esposo de Azcárate haya ya un veredicto.

La audiencia en que Jaramillo puede hacer la solicitud de ser reconocido como víctima es en la de acusación, en la que el juez de reparto “determinará si ellos son víctimas o no, o si fueron copartícipes del ilícito, comentó Darcy Quin, de Caracol Radio.

Por ahora, el juez de control de garantías de Providencia envió a la cárcel al piloto Cadena y al copiloto Rivera. Además, Se va a iniciar un trámite de extinción de dominio sobre la aeronave. A los dos hombres les imputaron los delitos de tráfico de estupefacientes y lavado de activos, cargos que no admitieron.

En todo caso, aseguró Quinn, “hay muchas preguntas por resolver: fue una nave que salió de una base de antinarcóticos prácticamente en Guaymaral. Entonces, ¿había una complicidad ahí con antinarcóticos? ¿Por qué se le pidió al oficial que estaba ahí en el aeropuerto de San Andrés que no le hiciera una inspección a la aeronave? ¿Quiénes son los que están detrás de la supuesta acción humanitaria y que habría alquilado la aeronave?”.

“Muchas preguntas y finalmente será la justicia la que diga si habrá terceros de buena fe, si en efecto fueron engañados o si participaron de este ilícito” de tráfico de cocaína, comentó la periodista.

“Pero no es tan necesaria la justicia”, se burló Gustavo Gómez, a propósito de la manera como han agredido a Azcárate. “Ya las redes sociales condenaron. No hay necesidad de ir a donde el juez ni la Fiscalía”, continuó ironizando. “Con unos memes ya se queda crucificado para toda la vida”.

“Y destruyeron la imagen de Alejandra porque, Alejandra es figura pública, pero todo se ha direccionado a que ‘el esposo de Alejandra Azcárate’, sin señalar directamente a la persona que es responsable, o dueña, o socia de esos aviones”, lamento, por su parte, Mábel Lara.