Los fanáticos del Everton y de James Rodríguez quedaron preocupados al ver que el colombiano no fue convocado para el partido que su equipo jugó este lunes contra el Southampton. Que el volante zurdo quedara al margen del banco de suplentes solo había sucedido cuando él estaba lesionado, por lo que muchos pensaron que algo había pasado en torno a la condición física de él.

El técnico Carlo Ancelotti decidió dar un parte de tranquilidad al respecto y confirmar públicamente que le dio descanso a James porque sintió algunos malestares en uno de los últimos entrenamientos y prefirió no arriesgarlo, teniendo en cuenta que su equipo tiene dos partidos más esta semana. El italiano dio a entender que su decisión fue preventiva.

Fueron cuatro los jugadores del equipo azul que quedaron por fuera del partido de este lunes, y sobre todos Ancelotti entregó el mismo parte. “Tuvieron pequeños problemas entrenando esta semana y prefiero darles descanso para que estén listos para el próximo partido”, declaró el estratega de los ‘Toffees’.

“Tenemos un calendario apretado, jugamos otra vez el jueves, pero ellos se recuperarán rápido. Realmente, son problemas breves”, concluyó Ancelotti.

Cabe recordar que James ya se había perdido un par de partidos en las primeras semanas de febrero y su estado físico siempre fue tema de preocupación para los hinchas del Everton, que ruegan porque el colombiano no vuelva a vivir una situación similar como la que afrontó en diciembre, cuando estuvo fuera de las canchas durante tres semanas.

Su equipo jugará el jueves contra el Albion, equipo que está en el penúltimo puesto de la tabla de posiciones. El Everton está a solo dos puntos de la zona de clasificación a la Champions League, por lo que una victoria en dicho juego es vital para sus aspiraciones en la lucha por quedarse con ese cupo al torneo internacional. Después de ese encuentro, James y sus compañeros deberán verse las caras contra el Chelsea, rival directo, ya que es quinto en la clasificación.

Estas fueron las declaraciones que dio Ancelotti sobre el estado de salud de James y sus demás compañeros: