La joven, que no reveló el nombre del local ni la identidad del hombre que la atendió, confesó en un video que escogió al “peor salón de belleza de Bogotá” luego de que unas amigas le dijeran cuál había sido el lugar donde menos les gustó que la maquillaran.

En seguida, manifestó que se había puesto gafas de sol para evitar que en la calle le vieran el maquillaje que le habían hecho. “No quería ni siquiera que mi celador me viera entrar al edificio así”, añadió.

Después de casi 2 minutos, María Alejandra mostró el maquillaje y expresó que sentía como si le hubieran cambiado “la cara por completo”. En ese instante, empezó a contar el proceso que siguió el peluquero.

Durante su relato, ella reprobó el hecho de que el hombre le aplicara algunos productos con la mano y que algunos de ellos se vieran viejos y descuidados. Asimismo, criticó los pasos que él siguió para maquillarla, los colores que le quería poner y la forma como le difuminó las sombras.

Aunque en varias ocasiones indicó que al final el peluquero no lo había hecho “tan mal”, a los internautas les pareció que en todo momento menospreció su trabajo. De hecho, hubo instantes en que ella aseguró que ciertas partes de su rostro habían quedado bien “mágicamente”.

“Por favor, no me odien. Yo tampoco soy maquilladora profesional, yo no soy nadie para estar juzgando a esta persona, pero sí sé un poquito de maquillaje y siento que él debe corregir bastantes cosas”, afirmó la ‘youtuber’ al finalizar el video.

Varios usuarios criticaron la actitud de la joven y comentaron que no entendían el propósito de un contenido como este. Asimismo, dijeron que con ese video lo único que hacía era humillar al trabajador e invitar a la burla.

Otros, por su parte, la llamaron “cruel” y “abusiva” por decir que había ido al “peor salón de belleza” sin tener argumentos para justificarlo.

A continuación puedes ver el video y, en seguida, algunos comentarios que le dejaron a la joven:

Captura de YouTube.
Captura de YouTube.
Captura de YouTube.