“Yo sí creo que [con] los hechos que han ocurrido esta semana, no puede pretender el señor presidente que tras las evidencias que hay de abuso de la fuerza, de un asesinato como el del Dilan [Cruz], se pretenda que el tema del Esmad esté fuera de la conversación nacional”, dijo López en Caracol Radio.

“El diálogo es para concertar los cambios que se necesitan, y sin duda la operación del Esmad necesita cambios y correcciones”, agregó en la frecuencia radial. “Lo que sí le voy a pedir al Ministro de Defensa es que por lo menos nos informe previamente”.

Para la alcaldesa electa de la capital, la muerte de Dilan Cruz ocurrió porque “los protocolos vigentes no se cumplieron”, dijo, y precisó: “Los protocolos vigentes de operación del Esmad prohíben expresamente dispararle al cuerpo a un protestante. Prohíben expresamente disparar armas convencionales a la masa de gente que está protestando “.

“Espero que acordemos que los protocolos vigentes se cumplan”, manifestó López en la emisora. “Y, segundo, a mí no me van a informar por los medios de comunicación que sacaron el Esmad; a mí me tienen que informar previamente como alcaldesa y consultar si sacarlo o no es lo oportuno y lo pertinente”.

“Pero los alcaldes de Colombia no nos podemos enterar por las redes y los medios de comunicación que el Gobierno Nacional decide sacar de cualquier manera una fuerza de choque como el Esmad”, agregó.

Consideró que en el tratamiento de las protestas “están haciendo la cosa completamente al revés: primero sembraron miedo, estigmatización y deslegitimación a la marcha. Luego se inventaron mentiras: que esto era promovido por el castro-chavismo, por el Foro de Sao Paulo, no sé qué más cuentos. Después sacaron la fuerza de choque, y luego pidieron diálogo”.

¿Por qué no hacemos las cosas con un poquito de sentido común? ¿Por qué no empezamos por el diálogo, por reconocer que hay unas demandas legítimas, por concertar de fondo cómo se pueden tramitar esas demandas y si aun así la gente quiere marchar, por fruto de ese diálogo construir confianza para establecer los mecanismos de regulación y protección de la marcha?”, preguntó.

También destacó en Caracol Radio que los jóvenes están pidiendo educación, empleo, protección del medio ambiente, paz. “Yo francamente en la calle no he visto a nadie ni con un cartel pidiendo constituyente o pidiendo negociación con el Eln. A mí me preocupa que terminemos con que la gente pide una cosa en la calle y quienes van al Palacio de Nariño piden otra cosa”.

“Aquí tenemos que ponernos todos en sintonía con lo que realmente está pasando en el país, y son cosas muy concretas: cómo vamos a mejorar la no deserción y la inserción escolar de los jóvenes, su ingreso a educación superior, su mayor empleabilidad”, terminó la alcaldesa electa. “No nos distraigamos en filosofía y en tratar de meter agendas que no son la de los jóvenes que están en la calle”.