Miles de viajeros llegan a este paradisiaco lugar por la gran cantidad de fotos que hay en redes sociales, donde personas posan para la cámara en el momento exacto en que un avión pasa muy cerca de ellos, y esto es lo que quieren evitar en Tailandia, según publica Bangkok Post.

De acuerdo con el gerente del aeropuerto, Wichit Kaeothaithiam, se está construyendo una barrera para que locales ni turistas puedan acceder a la playa Mai Khao. “La gente no podrá ingresar a esta área para tomarse fotos”, explicó a ese diario.

Los funcionarios aeroportuarios creen que esta es una práctica peligrosa y por ello aplicarán las estrictas reglas de seguridad que exige la Organización de Aviación Civil Internacional, principalmente en el ítem que no puede haber gente a 9 kilómetros de radio, detalla el rotativo tailandés.

Según informes, los turistas en esta zona han causado “disturbios” a algunos pilotos. Es por eso que las personas que no acaten la nueva regla e infrinjan la ley, están sujetos sanciones en virtud de la Ley de navegación aérea. “La pena máxima es la sentencia de muerte”, señaló Kaeothaithiam a Bangkok Post.