Lo hizo a través de una publicación en Instagram, en donde narró el suceso como “una historia divertida”.

“Hace unos años (más o menos tres) me presenté en el brunch familiar que organizamos por pascua algo drogado… lo típico, ya saben”, escribió Patrick, antes de contar lo que su padre le dijo al darse cuenta de que había fumado.

“Mi padre me preguntó por qué lo había hecho y le contesté que no lo sabía, que me pareció que así todo resultaría más divertido. Y él me contestó que cuánto más necesitaba divertirme, si la vida era ya maravillosa”, palabras que calaron profundo en la mente del joven, quien terminó alejándose de la marihuana.

“Ahora el único subidón que necesito es el que me da la propia vida. No estoy interesado en nada que pueda desconectarme de mi vida actual”, concluyó el hombre de 25 años en el post que hizo el 4 de abril, fecha en que se celebra el 4/20, día de la marihuana.