La tailandesa Jennifer Paweensuda Saetan-Drouin y la sueca Lina Ljungberg son las bellas mujeres que decidieron romper el hielo durante uno de los eventos protocolarios que se llevan a cabo en Atlanta, Georgia.

En la grabación, tipo ‘boomerang’, las reinas sonríen y de un momento a otro juntan sus labios en un corto beso, del que se separan riéndose, lo que podría ser tomado como un simple acto fraternal.

La interacción no le causó mucha gracia a algunos seguidores del certamen, quienes comentaron que esta era una pésima forma de hacerse publicidad y, además, no era algo bien visto por Dios; sin embargo, otras personas recordaron que cada quien es libre de expresarse y ser como desee.

Esta es la grabación:

Aquí, algunos de los comentarios:

Comentarios
Comentarios / Instagram: #MissSuecia