Poco antes de que se llevara a cabo la presentación de los equipos del Tour de Francia, la formación belga informó a través de su cuenta de Twitter que dos miembros de su ‘staff’ dieron positivo en la prueba de coronavirus que se les practicó, motivo por el que ellos y sus compañeros de habitación fueron enviados a casa.

Los contagiados en el equipo Lotto Soudal no fueron ciclistas, lo que evitó que las alarmas se prendieran entre la organización de la competencia.

Sin embargo, los comisarios este año fueron bastante drásticos al decidir que el equipo que tenga dos corredores con COVID-19 será automáticamente suspendido de la carrera, sin importar que sus deportistas sanos estén bien en la clasificación general.

Debido al rebrote de contagios que están viviendo varios países europeos en las últimas semanas, los equipos no han bajado la guardia y por eso sus ciclistas portan tapabocas la mayor parte del tiempo, como lo hicieron en las competencias con las que se prepararon para el Tour.

Este sábado comenzará la carrera, con una primera etapa que se llevará a cabo en la localidad de Niza y tendrá un recorrido llano que promete una definición con embalaje entre los ‘sprinters’. Este fue el informe del Lotto Soudal sobre los positivos por coronavirus en su equipo técnico: