El político estaba hablando con los miembros de la Asociación de Mujeres de Australia cuando una mujer aparece por detrás de Morrison e intenta lanzarle un huevo a la cabeza.

Sin embargo, el huevo no explota, rebota en el primer ministro y sale volando por la sala.

En ese instante, los agentes de seguridad del gobernante reaccionan e inmovilizan a la manifestante. 

De acuerdo con Sky News Australia, la mujer fue retirada del recinto y luego detenida por las autoridades.

Al parecer, la activista protestaba en contra las políticas migratorias de Morrison con respecto al campo de detención de inmigrantes en la isla Manus, indicó el mismo medio.

Cabe mencionar que no es la primera vez que a un político australiano lo atacan de esta manera. 

El pasado 16 marzo, un joven le explotó un huevo al senador Fraser Anning porque dijo que la llegada de los musulmanes a Nueva Zelanda era una de las causas del ataque terrorista a 2 mezquitas el 15 de marzo.