Él pensaba que era un error hasta que la insistencia lo llevó a comunicarse con el banco Davivienda, el cual le informó que estaba atrasado en sus cuotas por un crédito de 10 millones de pesos.

También dijo que le explicaron que alguien solicitó el dinero usando sus datos en una aplicació, pero lo que sorprende, señala, es que en efecto le hubieran desembolsado el dinero “sin pedirle otra autenticación o garantía”.

Posteriormente, Noguera contó que la solución que le habían dado era interponer una denuncia, pero bromeó con que, después de lo sucedido, lo que le preocupa es que le “pidieron fotocopia de la cédula al 150 %”.

Otros usuarios aprovecharon para denunciar que les había pasado lo mismo con otros bancos:

Pero también con compañías de telefonía celular:

Pese a lo lamentable de la situación, no faltó quien bromeara con ello, sobre todo usando una de las secciones más famosas del programa del que es libretista: ‘Para ahí’: