Mediante su cuenta oficial de Twitter, el mandatario local manifestó que Lawrence Jr. y Victoria Freda, de 85 y 83 años, respectivamente, perdieron la batalla ante la enfermedad respiratoria en abril pasado.

De acuerdo con Murphy, la pareja –que duró casada por más de seis décadas– murió en un centro médico de Newark luego de que su hijo John también falleciera producto del coronavirus dos días antes.

“Tres almas tremendas y amorosas de la misma familia, todas fueron tomadas en un lapso de 48 horas. Por ellos y por todos, debemos hacer lo posible para frenar la propagación de este virus y salvar vidas”, agregó el gobernador.

Los esposos Freda vivieron toda su vida en Nueva Jersey, que fue duramente golpeado por la emergencia sanitaria en el primer trimestre de 2020, y tuvieron tres hijos (incluido John) y seis nietos.

Murphy, de igual manera, ha utilizado las diferentes redes sociales en los últimos días para recordar a varios de los ciudadanos de ese estado que perdieron la vida recientemente debido a la enfermedad infecciosa.

En Estados Unidos, según la universidad Johns Hopkins, se registran hasta el momento cerca de 176.000 muertes asociadas al COVID-19 y más de 5,6 millones de contagios confirmados, siendo el país con más casos y decesos del mundo.