El consolador tiene un detalle muy particular: en la parte superior del extremo del que se maneja se ensambla una cabeza de 3 dimensiones, fabricada con cerámica plástica, basada en el rostro del alguien (que podría ser el novio o novia, pero si está soltera, podría ser el de Brad Pitt). El resto del juguete simula el cuerpo del enamorado.

El consolador, como la gran mayoría de productos de este tipo, está hecho de silicona, por lo cual se puede usar con total seguridad, aclara la página de la compañía. Su peso es de 245 gramos y la longitud completa es de 19 centímetros. Sin embargo, no vibra.

La cabeza está ubicada de una forma similar a como estaría la cabeza de una muñeca Barbie en el cuello, y en caso de que se arrepienta o ya no quiera ver ni en pintura al personaje elegido, es perfectamente posible pedir una cabeza nueva inspirada en otra persona e instalarla en el juguete.

El artículo continúa abajo

Para mandar a hacer la cabeza, basta con entrar a la página de Wobbling Willy, donde habrá que subir 4 fotografías del rostro la persona elegida: una del frente, una por cada costado y una trasera. Allí también se elije el color del pelo, de los ojos, de la piel y se ofrece un espacio para dar información adicional (de la manera más simple posible).

El proceso de fabricación es interactivo con la clienta, que podrá hacer correcciones en caso de no estar satisfecha con el diseño hecho. Eso sí: después de aprobado, no hay marcha atrás.

El juguete cuesta 99 dólares (casi 300 mil pesos colombianos), aparte del costo de envío (que es a nivel mundial), que son 16 dólares (48 mil pesos). El pago se puede hacer con tarjeta de crédito o a través de la plataforma PayPal, y el tiempo estimado de entrega es de 2 a 3 semanas.