Aumentan las manifestaciones de futbolistas de EE. UU. durante himno nacional

Con los brazos enganchados y los puños en alto, varios se sumaron a la protesta del jugador Colin Kaepernick de no ponerse de pie.

 
Jugadores del equipo Seattle SeaHawks con los brazos enganchados durante el himno nacional.
AFP

Luego de que Kaepernick, jugador de los 49ers, llamara la atención del país al quedarse sentado durante el himno nacional justo antes de un partido, fueron varios los jugadores que siguieron su ejemplo y decidieron no levantarse cuando este sonaba.

Pero la controversia aumentó cuando miembros de la Liga Nacional de Fútbol se sumaron a las manifestaciones justo el fin de semana en el que EE. UU. conmemoraba 15 años de los ataques a las Torres Gemelas ocurridos el 11 de septiembre de 2001.

Más noticias

El domingo, jugadores del equipo Miami Dolphins se arrodillaron durante el himno nacional, al igual que había hecho Brandon Marshall, de los Denver Broncos, el pasado jueves, en una clara remembranza del acto de Kaepernick, informa el Huffington Post.

A raíz de esto, Marshall perdió un contrato de patrocinio con la cooperativa de crédito Air Academy Federal Credit Union, quienes señalaron que el acto del jugador no representaba a la organización.

Por su parte, algunos miembros de los Seattle Seahawks unieron sus brazos durante el himno, el domingo, algo que también había hecho más temprano ese día el equipo de Kansas City Chiefs, mientras uno de los jugadores, Marcos Peters, mantenía el puño en alto.

De igual forma, los miembros de los equipos New England Patriots y Tennessee Titans también alzaron sus puños durante el acto.

Algunos tomaron las demostraciones como parte del derecho a la libre expresión, y varios equipos se mostraron respetuosos de los actos que llevaran a cabo sus miembros. Los Kansas City Chiefs, por ejemplo, dijeron: “es nuestra meta estar unidos como equipo y ser respetuosos de las opiniones de cada uno y de la conmemoración del 11-S”, según cita el Washington Post.

Sin embargo, muchos consideraron que hacer una protesta durante un acto simbólico patrio como el himno era un acto irrespetuoso y una ofensa al país, especialmente en una fecha que conmemoraba las miles de vidas perdidas no solo en el ataque terrorista sino también en la guerra desencadenada desde entonces entre EE. UU., e Irak y Afganistán.

En el medio de la discusión, otros han subrayado el valor que más enaltecen los estadounidenses, la libertad, como escudo para defender la posición que cada persona decida emprender frente a los símbolos patrios, aunque al mismo tiempo no estén de acuerdo con ella.

¿Encontraste algún error?

Repórtalo aquí
¡Gracias por tus comentarios!
Lo sentimos, ocurrió un error al momento de enviar los datos.
Enviando datos ...
Ingrese su comentario

Déjanos tu datos, te contactaremos.

Ingrese su nombre
Ingrese su email Este email no es válido
¡Gracias por tu aporte!

Temas Relacionados:

Comenta con Facebook: