Ahora resulta que los hombres que se demoran mucho o que pueden tener varios ‘rounds’ sin alcanzar a eyacular también se convirtieron en un “problema” para algunas mujeres, pero lo cierto es que este detalle tiene solución.

Según Elsy Reyes, especialista en sexualidad y relaciones de pareja, el eyacular rápido o demorarse depende de los músculos pubococcígeos, los mismos que se contraen cuando el hombre quiere evitar orinar o hacer deposiciones fecales.

Mal sexo

Artículo relacionado

Esto es lo que debe durar un ‘buen polvo’ para que la mujer quede satisfecha

La masturbación es la mejor forma de identificar y dominar esta zona, pues la demora en la eyaculación se puede deber a una presión involuntaria, que se  a domina con un poco de práctica, relajación, piernas semi abiertas y mucho lubricante para mejorar la sensibilidad en el pene y testículos.

El hombre deberá colocar los dedos corazón e índice en la parte delantera de su pene y el pulgar contra su pelvis. Luego podrá jugar con los ritmos y velocidades.

Calambre

Artículo relacionado

[Video] El semen y otras razones por las que dan calambres durante el sexo

Cuando él esté alcanzando su clímax tendrá que contraer los músculos ya mencionados (como si quisiera evitar orinar) para identificarlos. Luego de esto, apretarlos y soltarlos varias veces.

Al dominar los músculos pubococcígeos él podrá relajar tranquilamente la zona durante el sexo con su pareja, para así evitar que la eyaculación tarde demasiado tiempo.

Esta es la explicación de la experta: