Una de las poses más comunes y deseadas por los amantes es el famoso ‘perrito’, pero no tiene nada que ver con esta técnica mencionada por el portal Eme de Mujer, publicación del diario El Universal de México.

Según el medio, el ‘perrito vaginal’ es el secreto mejor guardado que usan los más experimentados para arder en la cama, y se dice que solo lo usan quienes tienen más experiencia, es decir aquellos que ya tienen un buen control sobre los músculos presentes en sus órganos sexuales.

La idea es que cuando se esté llegando al orgasmo, la mujer contraiga sus paredes vaginales fuertemente para crear una gran sensación, tanto para ella como para su pareja. A pesar de que muchos crean que esto no es posible, se puede hacer poniendo en práctica los ejercicios de Kegel.

Ejercicios de Kegel

Artículo relacionado

4 tips para hacer los ejercicios de Kegel, los que ayudan a estrechar tu vagina

Al hacer la presión se contrae tanto la zona perineal como la vaginal, activando aun más las terminales nerviosas de ambos. El curioso nombre se le dio porque varias personas compararon la sensación como la lamida de un perro, lo que convierte el clímax en algo aún más placentero.