Después, el oso lanzó el pájaro al aire para ver si despertaba, pero al ver que no reaccionaba, nadó hasta el borde del recinto y lo colocó en un costado.

“Vi al oso acercarse al agua e intentar salvar al ave y fue realmente inesperado cuando capturé el video”, afirmó al Daily Mail el hombre que grabó las imágenes.

En el final de la grabación, el oso nadó con el ave todavía entre sus patas y continuó acariciándolo

El artículo continúa abajo

Algunos usuarios en redes cuestionaron si realmente el animal estaba tratando de ayudar al pájaro, o solamente estaba jugando con él.

El video fue compartido en YouTube y ya tiene más de 23 mil reproducciones.