“Queremos manifestar que hemos dispuesto conjuntamente con la Fiscalía y la Policía una recompensa de 100 millones de pesos para que los ciudadanos de bien nos permitan identificar quienes fueron los autores materiales de estos tres asesinatos”, manifestó Martínez a periodistas.

El fiscal agregó que se están realizando pruebas balísticas para identificar si los proyectiles hallados en los cuerpos de las víctimas coinciden con las armas decomisadas en las operaciones desarrolladas en la zona.

El artículo continúa abajo

Martínez también afirmó que desde el miércoles han llegado a Tumaco 250 hombres para lograr identificar a los autores del crimen.

Carlos Eduardo Valdés, director de Medicina Legal, aseguró que “la muerte obedeció a lesiones producidas por el paso de proyectil de arma de fuego. La incineración de los cuerpos fue posterior a la muerte”, según señaló La FM.

Los funcionarios asesinados fueron identificados como Douglas Dimitry Guerrero, de la Unidad Nacional Contra el Crimen Organizado; Willington Montenegro Martínez, investigador del grupo Antiexplosivos, y Jair Alfonso Montenegro Galindes, técnico investigador del CTI de la Fiscalía.

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, aseguró a través de su cuenta de Twitter que el grupo de disidentes de las FARC comandado por Walter Patricio Arizala, alias “Guacho”, pagarán por el asesinato de los tres agentes del CTI.