Los primeros reportes de las autoridades indican que la víctima no murió de forma violenta, pues durante la inspección al cadáver no se evidenciaron señales o heridas por alguna clase de arma.

Por su parte, los amigos y compañeros de trabajo de ‘Comando’, como era conocido el hombre, aseguraron a Caracol Radio que él sufría de ataques de epilepsia.

“Tenía el problema de la epilepsia y a raíz de eso yo creo que murió”, manifestó Jhon Zamudio a la emisora.

Esta víctima fue encontrada en el caño Arzobispo, sobre diagonal 40A con carrera 17 —sitio en el que se han hallado otros cuerpos de personas asesinadas, como Milena Torres, la joven que estudiaba aviación en ese sector—

Además, Zamudio le contó al medio cómo se enteró de la muerte de su amigo:

“Yo estaba lavando un carro cuando llegó un cliente y me dijo: ‘¿No ha visto al ‘Comando’? Tengo el carro aquí parqueado más de 2 horas y no ha venido’. Luego, un compañero llegó desesperado y me dijo: ‘Hay un man allá botado, boca abajo en el caño. Terminé mi labor, fui a mirar y pues era el compañero ‘Comando’”.

El artículo continúa abajo

Entre tanto, un taxista indicó en Canal Capital que la víctima siempre recogía el agua en ese canal para lavar los carros de sus clientes.

El CTI de la Fiscalía asumió la investigación y espera que el dictamen de Medicina Legal establezca las causas de la muerte, con el fin de comprobar o descartar que se trató de un homicidio, concluyó RCN Radio.