Esa versión la dio el propio secretario de Gobierno, Óscar Gerardino, y fue confirmada por el alcalde de Cúcuta, César Rojas, que tampoco descarta que la información haga parte de una falsa alarma, informa el diario La Opinión.

El artículo continúa abajo

Sin embargo, para desestimar cualquier situación de riesgo, el sitio está acordonado y allí se encuentran los organismos de emergencia y la Policía de Antiexplosivos que hace las verificaciones.

Hasta el momento no se ha hallado ningún artefacto explosivo, añade el medio.

Esta situación de alarma se presenta a pocas horas de que la Policía confirmara que en la noche de este lunes fue desactivado un artefacto, que contenía 15 kilos de anfo (explosivo de alta potencia), abandonado frente a la sede de la Secretaría de Tránsito de Cúcuta, según Noticias RCN.