Mientras que el TAS terminaba de ultimar detalles para hacer oficial su decisión, y minutos después publicaba en su página web el comunicado en el que la presentaba al mundo entero, la cuenta oficial de Twitter de la selección peruana publicaba cómo transcurría la sesión de fotos privada con Guerrero, para las imágenes de protocolo del torneo.

Hasta Brasil, donde está Guerrero junto a su equipo Flamengo, viajaron varios miembros de la Federación Peruana de Fútbol, con el fin de realizar la sesión fotográfica con el delantero y tomarle las medidas necesarias para diseñar el traje oficial que usaría durante Rusia 2018.

El artículo continúa abajo

Este duro golpe se presenta luego de que la Agencia Mundial de Antidopaje apelara la reducción de la sanción que la Fifa le dio al jugador por dar positivo en un control antidopaje después del partido entre Perú y Argentina por las eliminatorias en octubre de 2017, destaca RPP de Perú.

Por su parte, el diario El Comercio informa que Paolo Guerrero reaccionó ante dicho veredicto e insistió en su inocencia: “Estoy confiado. Creo que no pueden (no) dejar jugar a un futbolista que no hizo nada. Confío en la justicia. Creo en la absolución porque soy inocente”, dijo el jugador.