En el primer tiempo, pese a que hubo opciones de gol, la imprecisión en los remates estuvo a la orden del día. Esto hizo que el partido se fuera al vestuario igualado sin anotaciones, pese al dominio principal de Suiza, que contrario a Suecia era la dueña del balón y de las llegadas más importantes.

Para la segunda mitad, Suecia decidió tocar un poco más el balón para acercarse al arco rival, hasta que consiguió ponerse en ventaja tras el remate de Forsberg, que alcanzó a desviarse en el suizo Manuel Akanji y terminó desubicando al portero Sommer a los 65 minutos:

Después del tanto, Suecia le volvió a entregar la posesión de la pelota a Suiza, que siguió sin encontrar cómo batir la portería contraria, principalmente por la falta de puntería.

Ahora los escandinavos, que hicieron valer su experiencia mundialista y llegan por sexta ocasión en su historia a los cuartos de final del Mundial, esperan su rival procedente del último juego de los octavos entre Inglaterra y Colombia.

Así formaron Suiza y Suecia en el compromiso: