La acción se presentó mientras Mina marcaba a Sterling, quien alcanzó a agarrar al jugador ‘cafetero’ de la pantaloneta.

El artículo continúa abajo

Sin embargo, después de que el balón pasó cerca de ellos y luego del forcejeo entre ambos, el colombiano le lanzó al piso, como si hubiese recibido un golpe de su contendor.

No obstante, en las imágenes se evidenció que la agresión no existió.