En el tiempo extra, Mario Mandzukic marcó el 2-1 definitivo con el que Croacia eliminó a Inglaterra y consiguió un lugar en la gran final del Mundial, instancia en la que enfrentará a Francia.

A celebrar junto a Mandzukic llegaron casi todos los jugadores del plantel croata, incluidos los suplentes. Tal fue la magnitud del tumulto que se formó que las barreras publicitarias no pudieron contener a los jugadores, quienes sin querer terminaron aplastando a uno de los fotógrafos que estaba frente a ellos (Yuri Cortez).

El artículo continúa abajo

El salvadoreño no se molestó por lo sucedido, de hecho, continuó tomando fotos mientras estaba en el piso y los futbolistas de Croacia seguían amontonándose. Luego de que se parara, Cortez recibió un beso en la frente del croata Domagoj Vida.

Estas fueron las mejores fotografías que Cortez alcanzó a registrar desde el suelo mientras los jugadores croatas celebraban:

AFP
AFP
AFP
AFP
AFP

Twitter también recopiló otras fotos tomadas por uno de los hombres de la jornada: