Grabar-Kitarovic llegó al poder hace más de tres años, convirtiéndose en la primera mujer en ser presidenta en ese país, con el apoyo del partido ultraconservador Unión Demócrata Croata, reconocido por sus ideales xenófobos y antiinmigrantes.

Desde hace varios días, cientos de usuarios en redes sociales han querido mostrar que la presidenta croata no es tan carismática como se le vio en Rusia 2018.

El artículo continúa abajo

Una polémica foto ha circulado últimamente en diferentes plataformas ya que la muestra a ella sonriente junto a simpatizantes y la bandera de los ustachas, un grupo terrorista que surgió a partir de ideales afines al racismo religioso nacionalista croata.

La W recuerda que esa foto se tomó en noviembre de 2016, cuando la mandataria estaba en Canadá. Además, la emisora reseña que los ustachas se pusieron al servicio de los nazis en 1929 para exterminar judíos, gitanos, serbios, bosnios y musulmanes. Esta es la polémica foto:

Desde el comienzo del Mundial la presidenta croata se hizo viral en redes sociales por su apariencia física. Tal fue su popularidad que miles de usuarios en redes sociales la confundieron con una modelo estadounidense que aparecía en bikini.

Presidenta de Croacia
A la izquierda, Kolinda Grabar-Kitaróvic, presidenta de Croacia. A la derecha, Nicole ‘Coco’ Austin, modelo estadounidense. / AFP y Twitter