La Cancillería se vio obligada a emitir el texto luego de varios casos en los que algunos visitantes colombianos en Rusia han exhibido comportamientos que, literalmente, “nos hacen quedar como un zapato”.

El artículo continúa abajo

La oficina gubernamental ya había emitido otro comunicado en el que advertía sobre la conducta y el deber de cumplir las leyes rusas:

“Connacionales que se encuentran en el Mundial de Rusia deben respetar las normas del país que les abrió las puertas. Su obligación es acogerse a lo establecido por las autoridades locales y atenerse a las consecuencias tras infringir las normas”.

Este fue el trino después de que varios hinchas colombianos cometieran actos indebidos:

Y este es el que se refiere a los colombianos que les hicieron repetir groserías en español a unas ciudadanas japonesas, una vez finalizado el encuentro que Colombia perdió 2-1 ante Japón. La Cancillería invocó el respeto a la mujer y condenó que esos colombianos se hubieran aprovechado de las barreras idomáticas. Por ello trinó: