Los dos respondieron a la pregunta que les hicieron en el debate de Canal Capital, este martes, sobre si es viable o no el trazado de la troncal de Transmilenio por la séptima, y si en su eventual gobierno lo respaldarían.

“El sistema Transmilenio es ineficiente porque tiene costos operaciones  crecientes. De ahí la necesidad de estar subiendo permanentemente las tarifas, dejando a la población con más necesidades económicas por fuera de la movilidad. Esa es la base de la crisis hoy del SITP”, dijo Gustavo Petro.

Como propuesta, Gustavo Petro explicó que lo más viable es un “sistema eficiente como el transporte férreo”, por sus “costos operacionales no crecientes”, y que lo más óptimo para la carrera séptima es “el tranvía” para conectar el centro de Bogotá con Zipaquirá.

“La séptima ya tenía un diseño de tranvía […] Y el alcalde (Enrique) Peñalosa lo suspendió. Esos proyectos deben ser puestos otra vez sobre el tapete”, apuntó.

A la misma pregunta respondió Germán Vargas Lleras, que se fue con toda contra Petro recordando que él fue “2 veces concejal de la ciudad”, y que antes del sistema Transmilenio lo que había era “un caos” de movilidad en la ciudad.

“Doctor Petro, usted se había comprometido con Bogotá a adelantar las obras de Transmilenio en la 68 y la Boyacá, obras que no se ejecutaron y están pendientes. Usted, perdóneme que se lo diga, no actualizó las tarifas, y le entregó al doctor Peñalosa un déficit de 700.000 millones de pesos”, aseguró.

El artículo continúa abajo

Luego, dijo que en un posible gobierno suyo lo que haría es “articular metro, Transmilenio, entradas de acceso a Bogotá”, aunque reconoció que Transmilenio “está colapsado” y que es allí en donde ocurre “el mayor número de delitos que se cometen en Bogotá”.

“También le hago un llamado al Alcalde”, puntualizó.

Iván Duque también opinó sobre este tema, y se mostró de acuerdo en que “la ciudad necesita metro, y varias líneas, y avanzar en las troncales de Transmilenio”, pero promoviendo las energías limpias.

“La discusión sobre el tema de la séptima, me parece que debe ser sobre todo con la carga de pasajeros que se transportan al día, porque en términos de eficiencia hay que mirar cuál es la prioridad: si avanzar en la séptima, o más bien mirar el corredor de la 68 o el de la Boyacá, que pueden movilizar más pasajeros. Pensemos en una solución de la ciudad a futuro”, explicó.

En el turno de Humberto De la Calle, su opinión fue que el sistema Transmilenio “no se arregla cambiando el número de vías”, y dijo que de todas formas se compromete a terminar las troncales que hacen falta, “pero con base en un rediseño que tenga en cuenta la viabilidad financiera, que hoy está arriesgada, y la satisfacción del cliente”.

“Yo no soy partidario del Transmilenio por la séptima, y pienso que la solución del tranvía es muy superior”, acotó.

Este es el debate completo: