La enojada electora, y temporal fan del candidato cuya derrota fue la más significativa en la primera vuelta pues obtuvo 399.180 votos, lo que lo dejó por debajo del umbral, difundió su mensaje en Facebook, y llama la atención porque hasta ahora la convocatoria para ayudarle a pagar los anticipos de campaña que recibió va viento en popa.

“Él manifestó que iba a continuar trabajando por la paz, incansablemente. Le creí. Fui una ilusa”, dice, enfática, la mujer.

“Cuando sacaron el cuento de la ‘vaca’, porque iba a quedar en la calle, le consigné 50.000 pesitos, trabajados con el sudor de mi frente. Y resulta que ahora dizque vota en blanco”, agrega al referirse a la decisión de De la Calle después de conocer el resultado de los comicios del 27 de mayo.

El artículo continúa abajo

“Entonces, si alguien me escucha, por favor, dígale a Humberto de la Calle que en qué calle nos vemos para que me devuelva mis 50.000 pesitos”, reclama airada.

“Porque fui muy ilusa. Esto me ha dolido profundamente. Con la paz no se juega. La paz es la vida. La paz es la alegría. Entonces, Humberto de la Calle, ¿en qué calle nos vemos?”, lo cita.

Hasta este martes, la ‘vaca’ por De la Calle, abierta el pasado 29 de mayo, acumulaba 680’941,707 pesos, aportados por 16.273 ‘vakers’, y le restan 23 días para llegar a los 1.534 millones de pesos que debe pagar.

De hecho, De la Calle se declaró “realmente” muy agradecido con el apoyo de quienes han participado en la colecta:

Pero de entre esos aportantes salió la electora arrepentida: