Pasamos una prueba de fuego el domingo pasado, pero Polonia no resultó ser más que un equipo sin nada de juego.

Senegal asusta, es cierto. Ellos dieron una sorpresa en el Mundial de 2002 cuando llegaron a cuartos de final. A ellos los clasifica el empate (como a México contra Suecia), pero el que busca (Colombia) Encuentra.

Les dicen los ‘Leones’, pero lo cierto es que en ese país hay otra clase de Leones (no como Mufasa o Simba). Los de Senegal son una subespecie del típico felino africano. En Brasil 2014 pudimos con Elefantes, ahora no nos va a asustar un ‘gatico’ mordelón.

El artículo continúa abajo

Necesitamos pasar de primeros. Esa es la premisa y los jugadores de la Selección la deben tener clara. Si clasificamos de 2 nos toca por el lado jodido (allá están Argentina, Francia, Uruguay, Portugal, Brasil y México). Pero si jugamos como contra Polonia, nadie nos para.

Pékerman ya encontró el equipo, solo falta que desde las tribunas baje el ‘Oh Gloria Inmarcesible’ para que acariciemos los octavos de final y de ahí en adelante NADIE nos para.