Fabián Vargas, volante de marca de La Equidad.

El futbolista tiene unos guayos a los que llama los ‘calzoncillos de la suerte’ porque siempre los usa para que le vaya bien. Aclaró que los lava después de cada partido y solo cambia de amuleto cuando ve que sus zapatillas ya están muy acabadas y no se pueden “coser más”.

Además, aseguró a La Red que tiene un peculiar ritual: se levanta del lado derecho, acomoda la ropa al lado derecho y entra a la cancha… Claro, ¡con el pie derecho!

Johan Arango, jugador de Independiente Santa Fe.

Igual que Fabián Vargas, los guayos son el amuleto del caleño.

Cuando hago gol con unos guayos, no me los quito. De ahí para allá la cojo de cábala y yo sé que meto el balón cada 8 días”.

A post shared by Arangol (@10aranguito) on

Nelson Ramos, arquero de Independiente Medellín.

El artículo continúa abajo

Para él no hay algo que le traiga más éxito que su familia, por eso siempre llama a sus seres queridos para que le den la bendición (esposa, hijo, papá, mamá y hermanos).

Aún así, también tiene sus guayos y guantes de la buena suerte, que usa hasta que pierden la ‘magia’.

Si gano 1-0, [o] 2-0, los guantes siguen. El día que yo pierda, esos guantes van a entreno y vuelve otro par hasta que tenga una seguidilla de partidos. Pero guantes que pierdan en un partido [los saco], y si me hacen más de 3 goles, ¡peor! Esos los regalo” [risas].

José Adolfo Valencia, jugador de Independiente Santa Fe.

Antes de los partidos, en la silla del camerino, el bogotano se sienta, lee la biblia y pone una veladora para que lo ayuden desde el cielo. Sin embargo, ese ritual lo puso en apuros una vez, cuando empezó a jugar en Rosario Central.

‘El trencito’ Valencia indicó al programa que su equipo perdió en tres encuentros, pero él siempre hizo goles. Miguel Ángel Russo, director técnico de ese entonces del conjunto argentino, se dio cuenta de su cábala y le pidió que no lo hiciera más.

Me cogió entre semana y me dijo ‘José, no más la velita, por favor. La velita nos esta matando’. Me tocó ya esconderla y que no se diera cuenta el ‘profe'” [risas].

Humberto Osorio Botello, delantero de Santa Fe.

Reveló que siempre usa una camisa debajo del uniforme del equipo en donde pone un mensaje de Dios. Además, este religioso siempre se encomienda a él:

Oro antes de salir a la cancha, le pido que me vaya bien en el partido, que me ayude y me proteja en lo que vaya a pasar. Y siempre me coloco una camisa debajo donde pongo un mensaje de Dios y ya”.

Captura de video (La Red).