Nació en Lima, tiene 30 años, pero desde los 15 no ha parado de cocinar, probar y experimentar. Es como un círculo que -dice- es necesario para no estancarse en su profesión. Tal vez ese sea el secreto de su éxito. En la actualidad dirige uno de los mejores restaurantes de la ciudad, Rafael, título que ha logrado no solo por sus excelentes platos. Estas son algunas de sus experiencias que comparte con sus lectores.