No se engañe: mujeres ahora son infieles por pobre sexo u orgasmos, no por amor

Si no provee la frecuencia y calidad que ellas buscan, vaya alistando los cachos.

Infidelidad
| Getty

Así lo asegura la experta estadounidense Alicia Walker, citada por ‘El País’ de España, luego de hablar extensivamente con muchas infieles.

Walker es autora del libro ‘La vida secreta de la mujer infiel: poder, pragmatismo y placer en la infidelidad de las mujeres’ (traducción libre de ‘The Secret Life of the Cheating Wife: Power, Pragmatism and Pleasure in Women’s Infidelity’, libro aún no disponible en español).

Por su parte la psicoterapeuta belga Esther Perel, autora del libro ‘Estados de las aventuras: repensando la infidelidad’ (traducción libre de ‘State of Affairs: Rethinking Infidelity’, que también va a ser publicado próximamente en inglés), dice que la infidelidad femenina ha aumentado desde los años 1990 un 40 por ciento, mientras la de los hombre permanece relativamente estable (Ver su charla TED sobre a infidelidad).

El artículo continúa abajo

Para Walker no es que haya aumentado el número de mujeres que son infieles, sino el de las que ahora se atreven a admitirlo.

Tener una aventura era una manera de satisfacer sus deseos, pero también de salvar su matrimonio porque si permanecían insatisfechas, tal vez acabarían abandonando a su pareja por otra más competente sexualmente”, dice Walker.

Para Perel, en los actos de infidelidad de la mujer hay algo de reivindicación de su derecho a la igualdad.

“Una aventura es una de las pocas veces en las que realizan algo para sí mismas. En esos espacios secretos es donde, por fin, anteponen su valor y sus deseos a los de los demás… El comentario universal que oí en boca de todas las personas que habían engañado a sus parejas era siempre el mismo: ‘Me sentía vivo de nuevo’”, dice citada por El País.

Alicia Gallotti, vocera de la página web Victoria Milán, que facilita contactos para ser infiel, hace un recuento de las causas más frecuentes de infidelidad, pero dice que todos los infieles tienen ahora algo en común: no quiere que se alargue mucho o que tenga implicaciones emocionales. Como quien dice: mientras el sexo sea puro no importa el amor.

Y deja un mensaje para aquellos hombres que se creen muy inteligentes para ser infieles: “Venimos de siglos de marginación y hemos desarrollado una especial habilidad para conseguir cosas. Somos más listas para inventar excusas y mejores destruyendo pruebas”

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error


Opinión

{[{ctrl.articles[index].author.owner.short_text}]}

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}

Más Videos

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

Más Videos

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error