Se dieron a conocer después de la presentación del nuevo MacBook Pro y serán de agrado para muchos usuarios, para otros no tanto:

  1. El equipo tiene la memoria SSD soldada en placa. Quizás no es una sorpresa, pero nuevamente la memoria interna del MacBook no podrá aumentarse.
  1. Los puertos USB con Thunderbolt 3 funcionarán de manera inteligente y autónoma cuando se conecten a un dispositivo. Sin importar el lugar, o si es un cargador, o un monitor externo, cada puerto dará toda su potencia a cada dispositivo, afirma Engadget.

  1. La tecla de ‘escape’ se ha convertido en una tecla virtual en el Touch Bar, pero esta no siempre estará disponible, solo se verá dependiendo de la imagen que se tenga en la pantalla.
  1. El nuevo MacBook Pro no dejará cargar un teléfono si no se tiene a la mano un adaptador o un cable especial que Apple vende con puerto Lightning y conector USB Type-C, asegura Gizmodo.