Rodrigo Bueno Vásquez
Opinión de Rodrigo Bueno Vásquez

“Rodrigo Bueno Vásquez es un conocido asesor, capacitador y litigante en los asuntos relacionados con el derecho del consumidor de vehículos, por su experiencia de 35 años en este campo.

Nació en Barranquilla, estudió Abogacía en la Universidad Javeriana y se especializó en Derecho Comercial y en Derecho del Consumidor, e hizo el curso de conciliador de la Cámara de Comercio de Bogotá, obteniendo la formación necesaria para desempañarse en el campo de su especialidad.

Sus recomendaciones se tuvieron en cuenta en la Ley 1480/11 que ahora regula las relaciones entre los proveedores, concesionarios y consumidores de vehículos de uso personal, la publicidad y la información en los medios, la vitrina de ventas y el taller de servicio, y la forma como se deciden en la Superintendencia de Industria y Comercio los conflictos y las infracciones a los derechos de los consumidores.

Mediante una nota llamada “Dehoy.semanal”, vía internet trata estos temas con más de 10.500 abonados del sector de los vehículos, los gremios del sector y la Superintendencia de Industria y Comercio.

El Colombiano, El País, El Heraldo, La Patria, Vanguardia Liberal, Nuevo Día, La Opinión, La Crónica del Quindío, La Nación, Llano 7 días, El Meridiano de Córdoba, El Pilón, El Diario del Sur, y el sitio ¨Carros Ya¨, publican el artículo que semanalmente escribe sobre estos temas.

También absuelve con gran equilibro las consultas que le hacen los lectores, y en ocasiones intercede para que se solucionen los conflictos sin que los mismos lectores lo sepan.

Los productores, concesionarios, distribuidores de repuestos y agremiaciones del sector de los vehículos le encomiendan la capacitación del personal de ventas, postventa, publicidad y atención de reclamos para que apliquen correctamente las normas de protección al consumidor en las relaciones del día a día con los clientes, con resultados que perduran en el tiempo.

En la ciudad de Bogotá y a nivel nacional presta sus servicios profesionales a las marcas, concesionarios y consumidores ante la Superintendencia de Industria y Comercio en las audiencias presenciales o virtuales que trajo la nueva ley del consumidor, en las cuales se deciden los reclamos por calidad, idoneidad o seguridad de los vehículos.

Ingrese a nuestro portal B&L Abogados

Formule sus consultas y comentarios a consultaslectores@rodrigobuenovehiculos.com.”

Validez del compromiso de no quejarse ante la SIC

Si el consumidor renuncia a presentar una queja contra el concesionario o la marca, esa estipulación no vale el papel en que está escrito.

 

Siempre que se presenta un conflicto entre el consumidor y quien le vendió el vehículo existe la posibilidad de llegar a un acuerdo para evitar irse a las malas en un proceso ante la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) o el Juez Civil, y las partes después de una negociación en la que identifican los hechos del conflicto y la forma como decidieron solucionar sus diferencias suscriben un contrato de transacción, e incluso reconocen su contenido ante notario, en el que se hacen mutuas concesiones.

Los contratos de transacción producen el efecto de cosa juzgada y se pueden hacer valer en un proceso ejecutivo, rápido y contundente, con embargo de bienes y toda la cosa, y son una buena herramienta si las partes obran de buena fe y cumplen religiosamente sus compromisos.

La SIC puede imponerle multas sucesivas equivalentes a la séptima parte de un salario mínimo mensual al concesionario o la marca que no cumplan el contrato de transacción que suscribieron con el cliente.

No dice que le pueda imponer la multa al consumidor que no cumpla su parte del contrato, pero ustedes saben que la ley del consumidor solamente los castiga cuando actúan de forma temeraria.

Mediante el contrato las partes dan por terminado un proceso que se esté adelantando en la SIC por una demanda del consumidor contra el concesionario y/o la marca, o se comprometen a no demandar ni ante el Juez ni ante la SIC para reclamar por la garantía del vehículo e incluso se obligan a no presentar una queja para que la SIC adelante una investigación administrativa e imponga una sanción si alguien violó los derechos del consumidor.

Es perfectamente válido dar por terminados los pleitos de esa manera, y la Superintendencia es la primera que bendice la unión y les desea buena suerte, dando por terminado el proceso por el acuerdo al que llegaron las partes, sin imponerle una multa a ninguna de las dos por la temeridad con que han actuado durante el reclamo o en el proceso.

Sin embargo, la ley del consumidor es sabia y, conociendo las jugarretas de ciertos productores y proveedores contra quienes adquieren y utilizan sus productos, mantuvo intacto el derecho de los consumidores aquejarse ante la SIC si se vulneraron sus derechos como consumidor (calidad, idoneidad, seguridad del producto, e información veraz y suficiente) al decir que los contratos de transacción únicamente versan sobre sus intereses económicos (reparación, cambio o devolución del precio del bien defectuoso), y estableció lo siguiente:

¨Las disposiciones contenidas en esta ley son de orden público (…). Sin embargo, serán válidos los arreglos sobre derechos patrimoniales, obtenidos a través de cualquier método alternativo de solución de conflictos después de surgida una controversia entre el consumidor y el proveedor y/o productor. (Art. 9. L. 1480/11), y es sabido que los derechos que son ¨de orden público¨ son irrenunciables.

Los contratos de transacción no pueden tener objeto ilícito, y cuando en ellos se estipula que el consumidor renuncia a presentar una queja contra el concesionario o la marca, esa estipulación no vale el papel en que está escrito.

Por tanto, si un consumidor acepta en un contrato de transacción que no presentará una queja, firmando el contrato de buena fe, su compromiso es un acto de caballeros, una cuestión de decencia.

Nota. Las opiniones expresadas solo comprometen a su autor y no pueden considerarse una posición oficial de Pulzo.com.

¿Encontraste algún error?

Repórtalo aquí
¡Gracias por tus comentarios!
Lo sentimos, ocurrió un error al momento de enviar los datos.
Enviando datos ...
Ingrese su comentario

Déjanos tu datos, te contactaremos.

Ingrese su nombre
Ingrese su email Este email no es válido
¡Gracias por tu aporte!

Temas Relacionados:

Comenta con Facebook: