Opinión

Ariel Peña

En la actualidad soy columnista de Minuto30, el Espacio, Debate, Periodismo sin Fronteras y el Centro de Pensamiento Primero Colombia

¿Cuál será la posición de la candidata Claudia López frente al capitalismo?

El capitalismo salvaje fue montado por las grandes transnacionales en contubernio con la camarilla del partido comunista chino

Un tuit de la candidata presidencial de la Alianza Verde, Claudia López, decía: “La historia europea del siglo XVl al XVll fue de la fundación del Estado y el capitalismo. La del XXl será sobre su derrumbe”. Esto lo escribió  el 2 de diciembre de 2011.

Así  las cosas, la aspirante presidencial ecologista debería aclarar: ¿cuál capitalismo? Y de paso fijar su posición ante los crímenes ambientales cometidos por el Eln y las Farc durante más de 30 años de voladuras de oleoductos, con millones de barriles de petróleo derramados, afectando flora, fauna y recursos hídricos , amén de la deforestación por parte de las bandas armadas para sembrar coca. Todo eso constituye un ecocidio de gran magnitud.

La humanidad ha conocido varias formas de capitalismo, por ejemplo, el industrial y comercial, el capitalismo de Estado, el cooperativo, el financiero y el capitalismo salvaje que fue montado por las grandes transnacionales en contubernio con la camarilla del partido comunista chino para superexplotar a los trabajadores de ese país hace 40 años, repartiéndose la plusvalía y creando el neoliberalismo, por el cual se escucha la vocinglería de la llamada izquierda latinoamericana, que de mala fe no menciona su origen.

El artículo continúa abajo

La patología marxista sigue con la dicotomía entre capitalismo y socialismo, patraña del comunismo totalitario para que los más ignorantes y atrasados tomen partido, recordando que Hitler y Mussolini también se declaraban socialistas y decían luchar por los pobres. El uno fue jefe del partido obrero nacional socialista (nazi) y el otro militó en el partido socialista italiano y fundó el fascismo para volverse más revolucionario, y esa actitud fue alabada por el genocida  de Lenin, quien siempre consideró al Duce como un gran revolucionario. Claro que la candidata presidencial  de los verdes de pronto es incapaz de discernir entre capitalismo y socialismo.

A los burócratas comunistas, cuando llegan al poder, así como no les interesa solucionar la pobreza de los pueblos, tampoco les importa el cambio climático, pero utilizan ese discurso hipócritamente para descrestar, pues la razón de ser de la secta marxista leninista es el poder para su élite, y si la vida en la tierra llegara a desaparecer por la contaminación con los gases de efecto invernadero, le rogarían al mismísimo Satanás que les permita gobernar hasta en los infiernos (valga la metáfora).

El comunismo totalitario no solamente ha sido la organización criminal más grande que ha existido sobre la tierra, sino que también es padre de la mentira y la hipocresía, valiéndose de todo para el engaño, como es el caso de la ecología con algunos partidos verdes y  gobiernos del socialismo del siglo XXl como Evo Morales y Nicolás Maduro, entre otros mandatarios de esa corriente, que  imitan inefablemente el sermón de Hitler, ya que la Alemania nazi fue pionera en materia de protección a la naturaleza y había leyes draconianas que sancionaban los abusos en contra de la fauna y la flora, pero paradójicamente al Fuhrer no le importaba la vida humana, pues fue el responsable de 50 millones de muertos en la segunda guerra mundial a pesar de sus posiciones ambientalistas.

El reduccionismo marxista entre capitalismo y socialismo lo usan los orates del marxismo para vender la idea de que la solución es su socialismo, sabiendo que ese sistema es un fracaso antropológico e histórico y solo sirve para montar en el manejo del Estado monarquías como la de los Castro en Cuba o los Kim en Norcorea.

Entonces, los comunistas totalitarios no serán los que van a ayudar a salvar la vida en la tierra, porque su camino es de burocracia y muerte, así organicen comedias ecológicas, como la realizada en octubre de 2015 en Bolivia, que solo sirven de propaganda para ocultar la responsabilidad del marxismo leninismo en tragedias ambientales como la de Chernobyl en la Unión Soviética en 1986, que ha producido con el trascurrir de los años más de 800 mil muertos, o la culpa del régimen comunista chino por gobernar al país con mayor contaminación  en el planeta.

Así como en la tal conferencia mundial de los pueblos sobre cambio climático no se denunció a la China por ser la nación de mayor contaminación de la tierra, tampoco se mencionó a las guerrillas marxistas colombianas de las Farc y el Eln por los daños ambientales en su desenfrenado terrorismo para tomarse el poder, siendo estas bandas armadas responsables de gigantescos derrames de petróleo, liquidación de la biodiversidad por el cultivo de la coca y la destrucción de la riqueza hídrica en varias regiones del país.

Los mamertos de todos las denominaciones, en cambio de estar inventando fábulas, deberían asumir la responsabilidad de sus regímenes en la contaminación del planeta, y por ejemplo el dictador venezolano Maduro tendría que informar sobre el porcentaje de contaminación ambiental en los 19 años que lleva el chavismo en el poder por la explotación de petróleo, de la misma manera los mandatarios del socialismo del siglo XXl tendrían que  reconocer  su calamitoso aporte al cambio climático por la explotación de combustibles fósiles en sus países.

Claro que si fueran consecuentes con lo que predican, suspenderían la producción y venta de petróleo, gas y carbón ante una eventual hecatombe ambiental.

Los lunáticos marxistas tienen como costumbre utilizar las necesidades de la humanidad, no para darle soluciones, sino para buscar tomarse el poder político o defender sus burocracias, pues así como dicen luchar en contra de las injusticias sociales, también manosean el tema ecológico, haber si hay idiotas que les creen. Además, astutamente, los comunistas totalitarios dicen que la guerra fría terminó, pero para los demás, porque ellos con el foro de Sao Pablo siguen con el proyecto chavista de construir la Unión Soviética Latinoamericana.

El capitalismo no surgió en la tierra por maldad, sino que mujeres y hombres, por tener necesidades materiales, debían de satisfacer esas necesidades, y lo hacían con mercancías, que dieron origen a la ley de oferta y demanda, surgiendo la economía de mercado de donde aparece  un mercado libre, que es la  génesis del capitalismo que no era ni bueno ni malo, sino que con el paso del tiempo, por las grandes masas de dinero del capital financiero internacional que no tienen oficio, han aparecido crisis económicas mundiales cíclicas, resaltando que es pertinente que la candidata del partido verde después de su tuit de hace 6 años esclarezca ¿qué significa el capitalismo para ella?. y también que haga un pronunciamiento sobre  los ecocidios de las Farc y el Eln.

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error


Opinión

{[{ctrl.articles[index].author.owner.short_text}]}

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}

Más Videos

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

Más Videos

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error