Rodrigo Bueno Vásquez
Opinión de Rodrigo Bueno Vásquez

“Rodrigo Bueno Vásquez es un conocido asesor, capacitador y litigante en los asuntos relacionados con el derecho del consumidor de vehículos, por su experiencia de 35 años en este campo.

Nació en Barranquilla, estudió Abogacía en la Universidad Javeriana y se especializó en Derecho Comercial y en Derecho del Consumidor, e hizo el curso de conciliador de la Cámara de Comercio de Bogotá, obteniendo la formación necesaria para desempañarse en el campo de su especialidad.

Sus recomendaciones se tuvieron en cuenta en la Ley 1480/11 que ahora regula las relaciones entre los proveedores, concesionarios y consumidores de vehículos de uso personal, la publicidad y la información en los medios, la vitrina de ventas y el taller de servicio, y la forma como se deciden en la Superintendencia de Industria y Comercio los conflictos y las infracciones a los derechos de los consumidores.

Mediante una nota llamada “Dehoy.semanal”, vía internet trata estos temas con más de 10.500 abonados del sector de los vehículos, los gremios del sector y la Superintendencia de Industria y Comercio.

El Colombiano, El País, El Heraldo, La Patria, Vanguardia Liberal, Nuevo Día, La Opinión, La Crónica del Quindío, La Nación, Llano 7 días, El Meridiano de Córdoba, El Pilón, El Diario del Sur, y el sitio ¨Carros Ya¨, publican el artículo que semanalmente escribe sobre estos temas.

También absuelve con gran equilibro las consultas que le hacen los lectores, y en ocasiones intercede para que se solucionen los conflictos sin que los mismos lectores lo sepan.

Los productores, concesionarios, distribuidores de repuestos y agremiaciones del sector de los vehículos le encomiendan la capacitación del personal de ventas, postventa, publicidad y atención de reclamos para que apliquen correctamente las normas de protección al consumidor en las relaciones del día a día con los clientes, con resultados que perduran en el tiempo.

En la ciudad de Bogotá y a nivel nacional presta sus servicios profesionales a las marcas, concesionarios y consumidores ante la Superintendencia de Industria y Comercio en las audiencias presenciales o virtuales que trajo la nueva ley del consumidor, en las cuales se deciden los reclamos por calidad, idoneidad o seguridad de los vehículos.

Ingrese a nuestro portal B&L Abogados

Formule sus consultas y comentarios a consultaslectores@rodrigobuenovehiculos.com.”

En la orden de trabajo hay que anotar todo sobre el vehículo

Cuando ingrese su carro al taller no deje que se le pase ningún detalle, pues podría ser un problema.

 
Mecánico
Imagen ilustrativa / iStock

Las normas que en la ley del consumidor regulan las “reparaciones que suponen la entrega de un  bien” describen minuciosamente lo que debe decir la orden de trabajo con la que se le da ingreso al vehículo al taller de servicio para una reparación contratada y pagada por el cliente, lo cual también aplica cuando el vehículo ingresa para una reparación por garantía del importador o ensamblador del vehículo.

En concreto, la orden de trabajo debe contener la fecha de la recepción del vehículo y el nombre del propietario o de quien hace entrega, su dirección, email  y teléfono, la identificación del bien, la clase de servicio, las sumas que se abonan como parte del precio, el término de la garantía que se otorgará sobre la reparación, el valor del servicio y la fecha de devolución, o el plazo para que el cliente acepte expresamente la cotización que se le enviará.

A lo anterior hay que agregarle el kilometraje del vehículo, el inventario minucioso de los desperfectos que tiene, los insumos y repuestos utilizados que no cumplen requisitos de calidad, y todo aquello que sirva  como prueba de lo que se observa en el semoviente respecto a la causa de la falla, las manifestaciones del cliente sobre prácticas de manejo y mantenimiento del vehículo, el uso que se le da y el estado en que se encuentra.

Más noticias

Los asesores de servicio firman con el cliente la orden de trabajo (contrato de reparación y de depósito del automotor), y a veces no incluyen toda la información sobre la apariencia y la causa de la falla del vehículo, lo cual expone al concesionario o taller autorizado a reclamos por presuntos daños ocasionados en el taller durante la reparación o porque esta no dio los resultados esperados.

Si el cliente se niega a firmar la orden de trabajo, menudo problema porque es ahí, y no en otra parte, donde hay que dejar constancia de todo lo relacionado con el vehículo en el momento en que ingresa para una reparación contratada o por la garantía del productor del vehículo.

Las anotaciones en el historial del vehículo son útiles pero son simples indicios de lo que se afirma porque no las firma el cliente, e incluso se podrían añadir en cualquier momento a menos que en el sistema quede la constancia del  momento en que se incorporó la información.

Definitivamente, quien conoce la ley debe aplicarla sin contemplaciones, de parte y parte, porque aquí no estamos para cumplidos.

 

Haga sus consultas a: consultaslectores@rodrigobuenovehiculos.com o en www.rodrigobuenovehiculos.com

¿Encontraste algún error?

Repórtalo aquí
¡Gracias por tus comentarios!
Lo sentimos, ocurrió un error al momento de enviar los datos.
Enviando datos ...
Ingrese su comentario

Déjanos tu datos, te contactaremos.

Ingrese su nombre
Ingrese su email Este email no es válido
¡Gracias por tu aporte!

Temas Relacionados:

Comenta con Facebook: