Se habría suicidado vigilante de edificio en el que murió la niña Yuliana

El guarda de seguridad fue uno de los testigos interrogados por las autoridades luego del hallazgo del cuerpo de la niña.

Edificio donde vive Rafael Uribe Noguera, presunto asesino de Yuliana Samboní
| Foto: Mauricio Dueñas Castañeda - EFE

La víctima fue identificada como Fernando Merchán Murillo, de 58 años, de acuerdo con el primer reporte de las autoridades, y su testimonio era pieza clave en las investigaciones en el crimen de la niña Yuliana Samboní.

Esta persona vivía en una casa en el conjunto Jardines de Castilla II, en la localidad de Kennedy, suroccidente de Bogotá.

Su cuerpo sin vida fue hallado por una de sus hijas. Estaba semidesnudo y con heridas de arma blanca en su cuello y sus manos.

Facebook

El hallazgo del cuerpo del guardia fue anunciado por Noticias Caracol, medio que afirmó que las autoridades se encuentran el lugar en la diligencia de levantamiento del cadáver.

El comandante de la policía metropolitana, general Hoover Penilla, señaló que las pistas iniciales dan cuenta de que se trata de un suicidio.

En la primera inspección al lugar se encontró que Merchán tenía un papel en una de sus manos. Sería una nota con información sobre el caso de la muerte de la pequeña Yuliana.

Conjunto Jardín de Castilla

Su nombre fue mencionado por primera vez cuando algunos vecinos lo vieron discutir con Catalina Uribe, la hermana de Rafael Uribe, principal sospechoso de la muerte de la niña de siete años.

Según esa versión, el guardia le había negado en una primera oportunidad el ingreso al apartamento de su hermano, por lo que ella reaccionó muy molesta.

Posteriormente, Merchán vuelve a ser mencionado porque entrega un domicilio de bebidas energizantes en el apartamento de Uribe en el edificio Equus, en el sector de Chapinero Alto.

Según Semana, en una primera declaración a agentes del Gaula, el guarda habría informado que el sindicado, Rafael Uribe había salido del apartamento a las 9:20 a.m. y había regresado media hora más tarde, muy molesto, tanto que chocó su camioneta al ingresar.

Sin embargo, Uribe le había dicho que todo estaba bien y se negó a recibir ayuda.

Posteriormente regresó, pero estacionó su vehículo en un lugar en el que no había cámara de seguridad.

Según este medio, los celadores del edificio fueron cambiados en su totalidad al día siguiente de la tragedia.

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error


Opinión

{[{ctrl.articles[index].author.owner.short_text}]}

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}

Más Videos

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

Más Videos

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error