Trampas que desangran el Soat cuestan más de 160.000 millones de pesos

Unas 74 clínicas privadas están en la lista negra de la Supersalud por engañar al sistema con facturaciones exorbitantes y falsos pacientes.

 
Urgencias clínicas
AFP

El programa periodístico Séptimo Día mostró que el desangre al Seguro Obligatorio de Accidentes de Tránsito (Soat) se extiende más allá del negocio redondo de las ambulancias que comisionan por llevar pacientes a clínicas privadas que pagan por este tipo de emergencias.

Lea sobre este tema: 

La corrupción empieza en el vacío jurídico que facilita a las clínicas hacer cobros millonarios a las aseguradoras por cirugías y tratamientos que jamás existieron o que nunca se practicaron a los pacientes que sufrieron algún tipo de accidente de tránsito.

Las aseguradoras están obligadas a pagar a las clínicas todos los costos de las intervenciones en un plazo no inferior a 30 días y esta facturación puede llegar hasta los 18 millones de pesos por paciente, según el informe.

Una fuente reveló a Séptimo Día que el desangre del Soat comienza cuando los pacientes, son prácticamente “secuestrados en estas clínicas hasta cuando agotan por completo el Soat“.

Y añadió que:

Esto lo hacen mediante hospitalizaciones innecesarias, cirugías no indicadas y colocación de materiales de mala calidad con valores 10 o 20 veces por encima de sus costo real”.

La consecuencia inmediata, además de que los pacientes quedan expuestos o en un riesgo peor, es que esta modalidad de fraude recarga el sistema de salud porque las víctimas deben acudir a su EPS para invertir recursos del POS en su tratamiento y recuperación, cuando se hubiera podido solucionar con recursos del Soat, señaló la fuente.

A esto se añade que algunas de las clínicas señaladas por la Supersalud aceptan que las ambulancias les traigan heridos maquillados, por lo general motociclistas, para cobrar al sistema todos los procedimientos.

Un exempleado de la Clínica Campbell de Barranquilla aseguró que la orden de llevar pacientes con heridas leves al quirófano llega directamente del dueño y gerente del centro clínico, Iván Reátiga.

A un paciente leve, con lesiones en tejidos blandos, lo meten en cirugía para que la herida “no se le infecte”, supuestamente, pero lo hacen con el fin facturar el quirófano, entonces el médico de urgencias sabe que hay que buscar la manera de sacar plata al Soat”, afirmó a Séptimo Día.

Es tan grande el fenómeno que los registros indican que en 2015, mientras Medicina Legal conoció 58.000 casos de accidentes, las clínicas registraron 660.000 casos.

 

¿Encontraste algún error?

Repórtalo aquí
¡Gracias por tus comentarios!
Lo sentimos, ocurrió un error al momento de enviar los datos.
Enviando datos ...
Ingrese su comentario

Déjanos tu datos, te contactaremos.

Ingrese su nombre
Ingrese su email Este email no es válido
¡Gracias por tu aporte!

Temas Relacionados:

Comenta con Facebook: