Otro caso de jóvenes futbolistas que ven sus sueños frustrados en el exterior

En ese hecho, como en otros similares, un exfutbolista cazatalentos presuntamente estafó juveniles de la escuela Arnoldo Iguarán, de Bogotá.

 
Imagen ilustrativa
Getty images.

Así lo señaló El Tiempo y agregó que el implicado sería el exfutbolista Jhonatan Castaño Cardozo, un cazatalentos al que acusan de haber cobrado millones de pesos a varios jóvenes jugadores de Bogotá por llevarlos a México a disputar la reconocida Copa Telmex y recibir becas deportivas con el Club Artillería FC de Pachuca (del que Castaño es director Deportivo), pero al final parte de las promesas se incumplieron y parte se llevaron a cabo a medias y con mentiras.

 Víctor Silva, entrenador de la escuela bogotana, contó al diario capitalino que Castaño lo contactó a él y a los jóvenes en la academia Arnoldo Iguarán, hasta donde Castaño llegó con su oferta y ganó credibilidad gracias a que dijo que tenía convenios con el club Pachuca. Puntualmente, Silva dijo lo siguiente:

Me contactó y me ubicó con el fin de que me fuera allá a México. Vendió una idea de que todo era fabuloso. De que tenía una tercera división y convenios con el Club Pachuca. A eso accedieron varios jugadores y se hicieron los convenios con la academia Iguarán […] Al momento de llegar a allá nos dimos cuenta de que todo era una mentira”.

El papá de uno de los jóvenes afectados y otro juvenil apodado ‘Chico’ añadieron que Castaño también habría ganado su confianza afirmando  que una de las patrocinadoras del Club Artillería FC era su hermana, la exarquera de la Selección Colombia Stefany Cardozo.

“Dijo que la hermana y el papá patrocinaban el equipo”, indicó el padre de uno de los futbolistas. “Eso le daba más credibilidad”, agregó ‘Chicho’.

También le puede interesar:

Entre otras supuestas irregularidades, dice el periódico que en el tiempo que estuvieron en México (de agosto a diciembre de 2015), los afectados descubrieron que en la Copa Telmex solo podían jugar los nacidos en ese país. Por eso, Castaño los había inscrito como jugadores mexicanos, y ellos solo pudieron llegar a semifinales.

Adicionalmente, la casa donde los tuvieron y la alimentación que les dieron era precaria, y tampoco les cumplieron con la promesa de que los jóvenes continuarían sus estudios de bachillerato, añadieron los afectados en el diario. Al final, y en medio de tantas irregularidades, les tocó devolverse a Bogotá.

Este caso, que ahora está en manos de la Fiscalía por una denuncia de estafa contra el exfutbolista Castaño —según El Tiempo—, recuerda a otros similares. Uno de estos es el reportado contra el exjugador Mauricio ‘Chicho’ Serna, a quien hace más de un año acusaron de ser socio de una firma que a cambio de millonarios pagos prometía llevar a jóvenes futbolistas a equipos profesionales como Boca Juniors, River Plate, Independiente y San Lorenzo, pero a todos les tocó devolverse a Colombia con las manos vacías.

Así también les pasó a otros 21 jóvenes futbolistas de Bucaramanga que habrían pagado más de 5 mil dólares, cada uno, al empresario Orlando Díaz Méndez porque supuestamente les prometió vincularlos a reconocidos equipos argentinos, pero al final se quedaron sin la plata y sin el contrato deportivo, aunque sí estuvieron varios días y, aparentemente, en malas condiciones en el país gaucho.

¿Encontraste algún error?

Repórtalo aquí
¡Gracias por tus comentarios!
Lo sentimos, ocurrió un error al momento de enviar los datos.
Enviando datos ...
Ingrese su comentario

Déjanos tu datos, te contactaremos.

Ingrese su nombre
Ingrese su email Este email no es válido
¡Gracias por tu aporte!

Temas Relacionados:

Comenta con Facebook: