Corte admite tutela y abre otro capítulo en ‘novela’ judicial del oso 'Chucho'

El Tribunal Supremo estudiará el mecanismo interpuesto contra el habeas corpus que ordenaba sacar al animal del Zoológico de Barranquilla.

Oso de anteojos 'Chucho'
'Chucho' tendrá que seguir en el Zoológico de Barranquilla| Captura video La Patria

La tutela fue presentada el pasado 5 de agosto con el argumento de que esa figura jurídica solo debe aplicarse a las personas, ya que el fallo proferido por la Sala de Casación Civil ordena trasladar al oso de anteojos del zoológico a la Reserva Natural La Planada, en Pasto (Nariño), de acuerdo con El Heraldo.

Los abogados Mario Daza y David Roa, autores de la tutela, manifestaron en un primer momento que instauraron el mecanismo “para garantizar la seguridad y estabilidad jurídica del país (…) teniendo en cuenta que la acción de habeas corpus resultaba improcedente e inidónea en el presente caso, debido a que fue diseñada para las personas; animales racionales, no para animales no humanos o irracionales, y los fundamentos de esa decisión resultan incongruentes para la orden que fue emitida”, según cita ese medio.

Así las cosas, la novela judicial en torno a la situación del oso ‘Chucho’ tendrá otro capítulo y su regresó a la reserva natural deberá esperar, pese a que el abogado Luis Domingo Gómez, que defiende los derechos del oso, advierte que el animal debe estar en su medio ambiente y en condiciones propias de su especie.

El artículo continúa abajo

“Él ha vivido siempre en una condición de semicautiverio. Pero La Planada y Río Blanco son reservas naturales, hábitat propio para ellos. Es natural que el zoológico diga que el mejor lugar para Chucho es estar allá, aunque nunca lo hayan demostrado y defendido en el habeas corpus. Semicautiverio puede entenderse como un espacio limitado dentro del hábitat propio del animal, mientras que un zoológico es cautiverio o confinamiento”, argumentó el abogado Gómez, en entrevista con El Tiempo.

Este video muestra cómo vive el oso en el Zoológico de Barranquilla, en donde lleva unos dos meses luego de habitar por más de 18 años en la reserva natural. Al animal se le ha visto muy triste desde que su hermana, ‘Clarita’, murió por un cáncer de cerviz hace nueve años.

Desde ahí, agrega el diario capitalino, el oso comenzó a presentar comportamientos sedentarios y depresivos, motivo por el que se decidió cambiarlo de hábitat.

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error


Opinión

{[{ctrl.articles[index].author.owner.short_text}]}

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}

Más Videos

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

Más Videos

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error