La tragedia ocurrió en una balsa giratoria que se desplaza sobre agua y que estaba ocupada por 2 hombres, 2 mujeres y 2 niños (niña y niño), destaca el Daily Mail.

Presuntamente, hacia el final del recorrido por los rápidos artificiales había una lancha que se había atorado allí, cuando la balsa con las 6 personas chocó y se volcó, describe The Daily Telegraph.

Al colisionar, el niño y la niña salieron despedidos por los aires y resultaron ilesos; no obstante, vieron cómo sus respectivas madres morían aplastadas por la balsa, que es bastante pesada, mientras que los otros dos adultos morían ahogados, debajo de la atracción mecánica, dice CBC.

De inmediato, se desplegó un operativo de seguridad del parque, el más grande de Australia, pero era demasiado tarde para salvar a las víctimas. El alcalde de la ciudad de Gold Coast dijo a la prensa: “Es uno de los días más tristes para nuestra ciudad. A Gold Coast se le conoce porque los visitantes vienen aquí y se llevan recuerdos maravillosos para el resto de sus vidas”, señala NPR.