Molestia por silenciamiento del Big Ben obliga a revisar tiempos de reparación

Los 4 años para su restauración son un plazo que no les gustó a la primera ministra Theresa May y a parte de la opinión pública.

Big Ben
La razón del silenciamiento es para proteger los oídos de quienes lo repararán.| Getty

“Cuando el Parlamento regrese (de las vacaciones), y a la luz de las inquietudes expresadas por un número de diputados, la Comisión de la Cámara de los Comunes considerará la duración del periodo de silencio de las campanas”, afirmó la cámara baja en un comunicado.

“Las campanadas del Big Ben son parte integral de la vida parlamentaria y nos aseguraremos de que puedan retomar su función de guardián del tiempo de la nación tan pronto como sea posible”, añadió.

La polémica, con visos de crisis de identidad nacional, se inició tan pronto como se anunció que el Big Ben guardaría silencio a partir del 21 de agosto hasta 2021, el lunes.

El artículo continúa abajo

El motivo para silenciar el carrillón durante las obras es proteger del ruido ensordecedor a los trabajadores.

Este miércoles, en su regreso a las actividades oficiales tras las vacaciones, May criticó la decisión y pidió que se revisara “urgentemente”.

“Por supuesto que queremos garantizar la seguridad de la gente en el trabajo, pero no está bien que el Big Ben calle durante 4 años”, dijo May a la prensa.

“Esencial para el bienestar mental de la nación”

El diputado conservador James Gray dijo al diario Daily Telegraph que el “Big Ben es increíblemente importante para el bienestar mental de la nación”.

La BBC usa las campanadas del reloj más famoso del mundo para marcar el inicio de sus informativos, y la torre atrae a millones de turistas cada año.

En su comunicado, la Cámara de los Comunes descartó la idea de que las campanas suenen por las tardes y las noches, cuando no estén los obreros: “iniciar y detener el Big Ben es un proceso complejo y largo” que lleva “alrededor de medio día”.

Las obras servirán para restaurar y reparar la esfera del reloj y su mecanismo, sus campanas, y la estructura de la torre de 96 metros de altura, construida en 1856.

Además, se instalará un ascensor como alternativa a los 334 escalones que llevan a lo alto de la torre.

El Big Ben es estrictamente la campana del gran reloj, pero popularmente da nombre al conjunto de la torre y su reloj.

Esta campana pesa 13,7 toneladas, señala cada hora y está rodeada de otras 4 más pequeñas que marcan los cuartos de hora.

El Big Ben ha funcionado casi sin interrupciones durante los últimos 157 años, con la excepción de un par de pausas de mantenimiento y renovación en 2007 y en 1983-1985.

Cuando se anunciaron las obras, Steve Jaggs, su responsable, dijo que el silencio era un “momento clave en este proyecto crucial de mantenimiento”.

“Como encargado del gran reloj, tengo el honor de asegurar que esta pieza de ingeniería victoriana está en las mejores condiciones día a día”, dijo

“Este programa esencial de obras salvaguardará al reloj a largo plazo, además de proteger y preservar su hogar, la Torre Isabel”, añadió Jaggs, invitando al público a “concentrarse en la Plaza del Parlamento para escuchar las últimas campanadas hasta su regreso en 2021”.

AFP

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error


Opinión

{[{ctrl.articles[index].author.owner.short_text}]}

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.alt}]}
{[{ctrl.articles[index].images.meta.description}]}|{[{ctrl.articles[index].images.meta.credit}]}

Más Videos

{[{ctrl.articles[index].phrases.main}]}

Más Videos

Comentarios

Fuentes

Reportar un error

Comentarios

Fuentes

Reportar un error