Ante posibilidad de perder, Trump ya tiene una estrategia que asusta en EE. UU.

Así lo asegura Greg Sargent en una columna de opinión de ‘The Washington Post’.

 
AFP

Para Sargent no es casual que Trump haya dejado de trinar en Twitter sobre las encuestas electorales, y comenzado a reconocer que la elección está emparejada.

También le puede interesar:

Pero más significativo es una declaración de un hombre cercano a Trump, Roger Stone, que dijo que el candidato debería comenzar a hablar constantemente de fraude electoral, repitiendo este mensaje: “Si hay fraude electoral, esta elección será ilegítima, la elección del ganador será ilegítima, tendremos un crisis constitucional, amplia desobediencia civil y el gobierno no será más el gobierno”.

Este comentario está en línea con el que hizo Trump luego de una reciente manifestación en Colombus, Ohio.

“Temo que la elección va a ser amañada, tengo que ser honesto”, dijo. Y luego –como reseña el portal Slate– siguió diciendo en una entrevista en Fox News. “Se los digo, el 8 de noviembre será mejor que estemos atentos porque la elección va a ser amañada. Y es mejor que los republicanos estén vigilando de cerca, o nos la van a quitar”.

Para Slate, con estos comentarios Trump está violando uno de los principios de la democracia estadounidense: la transferencia pacífica del poder.

Y pregunta: “¿Qué pasa si Trump pierde la elección y reclama el fraude? ¿Qué pasará cuando cientos de miles de sus seguidores más fieles, alimentados con una dieta de ira y rabia, se convenzan de que los robaron?”. No lo dice, pero la respuesta es ¡violencia!

Temas relacionados:

¿Encontraste algún error?

Repórtalo aquí
¡Gracias por tus comentarios!
Lo sentimos, ocurrió un error al momento de enviar los datos.
Enviando datos ...
Ingrese su comentario

Déjanos tu datos, te contactaremos.

Ingrese su nombre
Ingrese su email Este email no es válido
¡Gracias por tu aporte!

Temas Relacionados:

Comenta con Facebook: