Noel Gallagher y sus 'High flying birds' calentaron un Estéreo Picnic marcado por lluvia

Mañana Snoop Dogg será el plato grande en el tercer día del Estéreo Picnic que espera recibir 60.000 personas en total.

 
El compositor y cantante británico Noel Gallagher se presenta en el festival Estéreo Picnic

Gallagher, hierático como es habitual en un hombre que no se siente cómodo como ‘frontman’ de una banda, saltó al escenario con ‘Everybody’s on the run’, uno de los temas con los que ha conseguido volver a situarse como uno de los grandes nombres de la música tras la ruptura con su hermano Liam.

Desde entonces comenzó a alternar canciones de su pasado como miembros de Oasis y su presente con los ‘High flying birds’ durante la hora que duró el espectáculo y que comenzó con puntualidad británica pese a la lluvia.

La falta del carisma de su hermano Liam dejó un tanto frío el espectáculo en el que mostró su satisfacción por poder volver a Colombia y afirmó que espera no demorarse mucho en regresar.

Entre sus temas con los ‘High flying birds’ que repasó estuvieron ‘Riverman’, ‘You know you can’t go back’, ‘If I had a gun’ y ‘Dream on’.

La cantautora española Christina Rosenvinge
La cantautora española Christina Rosenvinge

Además recordó tres de sus grandes éxitos con Oasis, ‘Champagne supernova’, ‘Wonderwall’ y ‘Don’t look back in anger’ con la que se despidió tras un lacónico “hasta luego”.

Con esa última canción los aficionados vivieron los mejores momentos del concierto al dejar Gallagher que fueran ellos los que cantaran su celebérrimo estribillo tal y como es habitual en sus conciertos.

Sin embargo se reservó para sí mismo el último “But don’t look back in anger, don’t look back in anger. I heard you say, at least not today”, una expresión que cada vez parece tener más sentido en su carrera.

La presencia de Gallagher, en un clima muy propio de su Manchester natal, fue el plato fuerte de una jornada que confirma que el Estéreo Picnic bogotano ha convertido a la capital colombiana en una parada obligatoria para todas las grandes bandas.

La otra gran figura de la noche, Alabama Shakes, es buena muestra de ello, ya que una de las bandas que ha tenido un mayor crecimiento en los últimos años dejó también su sello en Bogotá.

El grupo, que mezcla el rock sureño con el blues, mantuvo al público caliente pese a la tromba de agua que sacudía los tres escenarios del Parque Deportivo 222 convertido para la ocasión en un gran escenario de picnic con una experiencia que va más allá de lo musical.

Liderados por la espectacular voz de Brittany Howard, los norteamericanos hicieron las delicias de los aficionados que cantaron con particular pasión su “Don’t wanna fight” por la que obtuvieron un premio Grammy.

Un poco después también tuvieron ocasión de demostrar su fuerza sobre el escenario los británicos ‘Jungle’, que pese a no ser uno de los grandes atractivos congregaron a un gran número de personas con un llamativo espectáculo.

Por los diferentes escenarios del Estéreo Picnic también pasaron Christina Rosenvinge, Pattrik Topping o Little Jesus en una jornada que cerrarán Florence and the Machine ya entrada la madrugada.

Ayer fue el turno de Mumford and sons, Tame Impala o Bad Religion en un día que batió el récord histórico de asistencia para una primera jornada el Estéreo Picnic con 15.000 espectadores.

EFE

¿Encontraste algún error?

Repórtalo aquí
¡Gracias por tus comentarios!
Lo sentimos, ocurrió un error al momento de enviar los datos.
Enviando datos ...
Ingrese su comentario

Déjanos tu datos, te contactaremos.

Ingrese su nombre
Ingrese su email Este email no es válido
¡Gracias por tu aporte!

Temas Relacionados:

Comenta con Facebook: