El drama que vivieron estas famosas actrices por cirugías mal hechas

En entrevista con ‘La Red’, Ana Lucía Domínguez y Sandra Guzmán revelaron que sus procedimientos estéticos presentaron complicaciones.

 
Ana Lucía Domínguez y Sandra Guzmán. Pulzo.com
Instagram.

En medio de la celebración de los 5 años del programa, Domínguez, conocida por ‘Pasión de Gavilanes’ y ‘Señora Acero’, entre otras producciones, relató que se hizo un aumento de senos a los 16 años para lucir igual a las presentadoras bellas que salían en televisión en ese entonces, pero que la intervención fue practicada por un “médico irresponsable” y por ello tuvo que ir de nuevo al quirófano.

Muy pequeña, muy jovencita, tenía 16 años, cometí el grave error, que cometemos muchas adolescentes, de operarnos el busto… porque tenía una campaña muy grande de ropa interior, tenía ese compromiso. La condición era: ’Te tienes que aumentar un poco el busto’. Cuando le planteé esto a mi papá él casi se muere y obviamente me dijo que no, un no rotundo. Muy rebelde le dije: ‘Bueno, pero es que igual la cirugía no me la va a pagar usted’, confesó. “Como actriz estaba de moda, yo a los 15 años protagonicé mi primera novela, entonces siempre la gente me quería tener en las entrevistas de sus programas. Quería estar tan linda como las presentadoras, que se veían con unos cuerpos esculturales”.

Dos años después de la cirugía plástica, la artista se vio obligada a someterse a otra. “Un médico irresponsable me operó mal. Me puso las prótesis por encima del músculo, cuando deben ir por debajo del músculo para que sostengan y no se caigan, porque la piel cede”, detalló. “A los 18 años parecía amamantando trillizos. Me buscaron un médico muy bueno que pudo hacer toda la reconstrucción, y que la cicatriz que me iba a quedar, porque inevitablemente tenían que cortar mucha piel, quedara perfecta y bonita. Ya han pasado más de 10 años y realmente me quedó perfecta”.

Además, por sus retoques estéticos, la intérprete se volvió objeto de burla en el colegio. “Los canales llegaban a entrevistar a mis papás, y a preguntarme porqué lo había hecho. ‘¿Cómo dejaron a esa niña tan bonita, buena actriz, que está empezando, en la flor de la juventud (hacerse cirugías plásticas)? En el colegio también me hacían ‘bullying’, comentarios más ácidos que de costumbre”, contó.

Domínguez señaló que de su experiencia le “quedó una moraleja. Si esto le puede servir a las niñas de ahora, que mi caso les sirva de espejo para que no lo hagan”.

Más noticias

La actriz Sandra Guzmán, conocida por ‘El cartel de los sapos’ y ‘Mesa para tres’, también se vio afectada luego de practicarse varios procedimientos estéticos. A los 18 años se hizo la rinoplastia, y después, el aumento de senos y una liposucción. “Siempre fui de contextura muy delgada, era muy delgada y plana, mis senos eran súper chiquitos y soñaba con ser, literalmente, tetona. (Cuando me hice la cirugía) fui el ser más feliz del planeta”, manifestó. “Pienso que a partir de ahí uno entra en un ejercicio que es un gran riesgo, sin duda alguna, y es el de: ‘Bueno, esto me gustó, ¿qué más me hago?”.

Pero la intervención que se le complicó fue el aumento de glúteos, pues la llevó a estar hospitalizada “muy a menudo”. “Muchos años después empiezo a ver que mis compañeras están llegando con unas colas divinas. Pues la verdad quería, tenía muchísimas ganas de sentir que podía recuperar la forma que mi cola tuvo en algún momento 20 años atrás, y fue divertido hacérmelo, pero no medí riesgos de segunda mano”, indicó. “Realmente me mintieron, me pusieron la sustancia que muchas personas por accidente terminaron recibiendo, que es la mezcla de biopolímeros con ácido y gel. Era imposible que me pusieran ácido hialurónico, habría tenido que vender la casa, el carro y la beca para podérmelo poner, y eso no lo sabía”.

Otras actrices entrevistadas por ‘La Red’ dieron sus puntos de vista acerca de los procedimientos estéticos:

Carolina Sepúlveda: “Me puse los senos, me puse lo normal, porque realmente había sacado los pechos de mi papá”.

Alejandra Azcárate: “Tengo una cirugía plástica, me hice los senos y además me los hice muy feliz”.

Martha Isabel Bolaños: “Tengo un par de cirugías. Tengo… (los senos), se los presento”.

Catherine Siachoque: “Uno no se debe dejar escurrir, caer, invadir, hay que creerle a la ciencia. Hay que usarlas, si están ahí, ¿por qué no? Si son expertos, ¿por qué no le hacen a uno la carita y todo?”.

Eileen Roca: “Después de Miss Universo, mucho tiempo después me hice una reducción (de senos)”.

Carmen Villalobos: “Me las he hecho y no estoy en contra de las cirugías. Creo que si hay que hacérselas, hay que hacérselas”.

Sara Corrales: “Nunca lo he negado, yo me hice un aumento de senos”.

Angeline Moncayo: “Me hice la liposucción y la embarré”.

De acuerdo con ‘La Red’, al parecer, ahora las producciones buscan actrices con cuerpos naturales, libres de cirugías, como protagonistas. “Te voy a hablar de un caso puntual: ‘Sin tetas si hay paraíso’. (El guionista) Gustavo Bolívar fue muy claro desde el comienzo diciéndonos: ’Necesito que las actrices no tengan cirugías’. La verdad me costó mucho trabajo porque gran mayoría de las actrices lo primero que hacen es operarse”, afirmó Juan Pablo Rincón, director de casting. “Cuando me piden talento colombiano, la gran mayoría de veces lo primero que dicen es: ‘Por favor, que no estén operadas’”.

¿Encontraste algún error?

Repórtalo aquí
¡Gracias por tus comentarios!
Lo sentimos, ocurrió un error al momento de enviar los datos.
Enviando datos ...
Ingrese su comentario

Déjanos tu datos, te contactaremos.

Ingrese su nombre
Ingrese su email Este email no es válido
¡Gracias por tu aporte!

Temas Relacionados:

Comenta con Facebook: