Escena ridícula en captura de narco ‘Lindolfo’ le explica por qué se llama así

Crédito: Foto: Pantallazo, Policía Nacional.

Sebastián Murillo, una de las cabezas de la llamada ‘Oficina de Envigado’, organización criminal dedicada al sicariato, narcotráfico, la extorsión y cobro de deudas, creyó que estaba en la grabación de cualquier narconovela.

Esto a juzgar por lo que le dijo a los policías que llegaron a su apartamento de ‘El Poblado’, el pasado 7 de febrero:

“¿Les puedo pedir un favor? ¿No será que podemos repetir la grabación en la que ustedes entran y me arrestan? Es que mire cómo me veo y yo no puedo aparecer así”.

Así lo asegura la revista Semana en una nota en la que revela detalles inéditos de la captura.

Luego agregó:

“Hermano, al menos déjeme bañar y arreglar un poquito para la foto de la reseña judicial. A mí me conoce mucha gente y no puedo aparecer desarreglado”.

Para los investigadores, citados por la revista, Murillo, que además de ‘Lindolfo’ tiene el otro alias de ‘Lindo’, vivía obsesionado por su imagen de “hombre refinado, de buen gusto y buen vestir”.

Para completar su imagen de hombre exitoso y refinado, dicen que el hombre usó su matrimonio con Vaneza Peláez para entrar al mundo del espectáculo, donde “habría servido de reclutador de mujeres prepago para la mafia”.

Murillo mantuvo no solo relaciones sociales sino de negocios con personas del espectáculo, que comenzaron a borrar sus fotos con él de redes sociales, aunque es un gesto tonto, porque la Fiscalía y la DEA tienen audios, videos y fotografías de quienes los frecuentaron los últimos 2 años.

En video, escenas de su captura:

Visita Pulzo.com